La historia detrás de la arquitectura

Rotterdamdeluxe-skyline.jpg

Es una de las ciudades más importantes de Holanda. Sugerida en muchos sitios turísticos por su centro comercial, su amplia oferta gastronómica y su atmósfera “cool”. También es dueña de un triste pasado: un sangriento bombardeo durante la segunda guerra mundial. Por esta catástrofe, conserva a primera vista un aspecto extraño donde conviven edificios barrocos junto a enorme rascacielos de cristales azules.

El renacer después del bombardeo

10251899_10203818170228299_6735487846190161658_n

La moderna arquitectura nació a raíz de la reconstrucción que tuvo que encararse después del feroz bombardeo que sufrió la ciudad durante la Segunda Guerra Mundial. Por esta razón es que en Rotterdam conviven edificios antiguos de estilo barroco con imponentes rascacielos espejados, haciéndola dueña de un estilo tan diverso que hasta el mismísimo actor y maestro de artes marciales Jackie Chan utilizó uno de sus edificio para demostrar su talento acrobático en la película norteamerica “Who I am?”.

Pero Rotterdam no siempre fue escenario de risas y excentricidades. El 10 de mayo de 1940, Alemania invadió la frontera de Holanda con el objetivo de llegar hasta Francia. Los Países Bajos habían mantenido una postura neutral hacia la guerra, por lo tanto el ejército local no estaba provisto de armas y preparación para enfrentar a los alemanes. Aunque los holandeses pelearon y tuvieron ciertas victorias en algunas ciudades, estaban solos luchando contra la armada nazi, ya que los Aliados no cooperaron con su defensa.

Cuatro días más tarde de la invasión, el ejército holandés es informado sobre la amenaza de un bombardeo sobre la ciudad de Rotterdam e inmediatamente deciden firmar la capitulación. Pero el 14 de mayo cerca del mediodía se produjo el sangriento bombardeo que dejó un saldo de mil muertos, 70 mil personas sin hogar y una ciudad en ruinas. Algunos historiadores sostienen que la noticia de la rendición no llegó a tiempo, mientras que otros aseguran que se trató de una demostración de fuerza por parte de los invasores.

rotterdambom
Fotografía tomada por spreekbeurten.info.

Después vendrían cinco años de ocupación, donde el pueblo sufriría en carne propia el genocidio nazi. Quizás la historia de Ana Frank se haya convertido en la más representativa de estos años de horror cuando describió su cautiverio en su famoso diario personal. Sin duda, el bombardeo era la antesala al horror de lo que vendría después.

El epicentro de la explosión quedará por siempre grabado en el suelo de Rotterdam, ya que durante uno de los aniversarios se instaló un sistema de iluminación que delimita la zona bombardeada, lo que jamás permitirá borrar el recuerdo de aquella masacre. Quien no conozca la historia verá en el juego de luces un efecto de elegancia que embellece la ciudad pero para sus habitantes será la herida de la cual tuvieron que renacer.

 

Puerto de Rotterdam

KODAK Digital Still Camera

Al pensar en un puerto europeo, las primeras imágenes que traemos a la mente están relacionada con aquellos pintorescos muelles de madera que encontramos en la costa azul francesa junto a esos atardecer donde un sol anaranjado se funde en el mar turquesa. Nada más alejado a la realidad del puerto de Rotterdam.

El “Europoort” nace en una posición estratégica, en la confluencia de los ríos Mosa y Rin, que lo convierte en la principal entrada marítima a Europa. Las mercancías que llegan aquí por la mañana pueden llegar al resto del continente en menos de 24 horas. Conectado con el frío Mar del Norte, es un puerto fuertemente industrial, duro e inmenso, que involucra el trabajo diario de 300 mil personas.

rotterdam-container-terminal
Fotografía tomada por Mar y Gerencia.

Y una vez más la ingeniería holandesa tuvo otro desafío frente a la fuerza del agua. La gran tormenta de 1953, un desastre natural sin precedentes que afectó también las costas británica y belga, había dejado un saldo de casi 1,900 mil muertos y 200 mil hectáreas sepultadas bajo el mar. Los diques que funcionaban hasta ese momento no pudieron contener la feroz tormenta que se libró en el Mar del Norte, que llegó a alcanzar cuatro metros de altura sobre el nivel del mar.

Así surgió el Plan Delta, que permitió, entre otras medidas, la construcción de la primera presa móvil del mundo “Maeslantkering”. Su función es proteger la ciudad del mar pero al mismo tiempo dar paso a los barcos que necesitan ingresar al puerto. El mega artefacto está compuesto de dos barreras de más de 200 metros de largo cada una y 22 metros de altura, y es activado ante una amenaza de inundación.

maeslantkering
Fotografía tomada por skyscrapercity.com

Este ambicioso plan llevó 40 años en implementarse y su ejecución costo millones de euros. Hoy en día la colosal compuerta es considerada como una de las mejores obras de ingeniería del mundo moderno.

Recién en 1997 fue cerrada por primera vez ante el avance de la tormenta “Tilo” que amenazaba las costas locales y generó evacuaciones en Reino Unido y alertas en Alemania. En dos horas la ciudad estuvo protegidas de los daños que podrían haber causado las olas de más de tres metros que generó el fenómeno natural.

dscn5668-2

 

Edificios que sobrevivieron

dscn5656
La Casa Blanca de Rotterdam

A pesar del desastre que ocasionó el bombardeo nazi, algunos edificios lograron mantenerse en pie. La “Witte Huis” (casa blanca) fue uno de ellos. Construida en 1898, fue el primer rascacielos de Europa. Con 43 metros de altura, estuvo inspirado en los modelos contemporáneos de New York, pero a diferencia de estos, se utilizó ladrillos en lugar de hierro para su construcción. Aunque los pesimistas de la época sostenían que los suelos de Holanda no estaban preparados para tremenda estructura, soportó incluso las explosiones de guerra.

 

El ayuntamiento, la iglesia Laurenskerk y el edificio New York corrieron la misma suerte que el rascacielos. La sede del gobierno local comenzó a construirse en 1914 con estilo roma romántico – neorenacentista y fue declarado monumento nacional en 1997. Lamentablemente, no está abierto al turismo.

KODAK Digital Still Camera
Iglesia construida en 1449.

“La Grote of Sint – Laurenskerk” es el único edificio medieval que conserva la ciudad. Esta iglesia estilo gótico tardío, fue construida en piedra en el año 1449. Si bien resistió al bombardeo, algunos sectores de su interior quedaron carbonizados. En la década del 50, Alemania colaboró con los gastos de reconstrucción. Su torre de 65 metros de altura, puede visitarse sólo los días sábados, entre los meses de abril a septiembre.

El edificio donde hoy funciona el Hotel New York, solía ser la antigua sede de la empresa Holland America Line, una antigua línea de transporte marítimo que proporcionaba viajes entre ambos continentes. Decenas de holandeses partieron desde aquí en busca de una vida mejor hacia “la norteamerica prometida” durante las migraciones europeas del siglo XX.

dscn5677-2
Hotel New York

En 1993, la empresa cerró esta filial y su edificio fue convertido en un hotel. En la actualidad mantiene su arquitectura original y el característico art nouveau de su decoración interior. En su primer plata, funciona un café abierto no sólo a huéspedes sino también para cualquier curioso interesado en apreciar uno de los pocos emblemas históricos que pudo conservarse a pesar del bombardeo.

Otras singularidades urbanísticas

Las “Casas Cubos” son una de las originalidades edilicias de Rotterdam. La obra a cargo del arquitecto Piet Blom fue inaugurada en 1984 con el objetivo de imitar un bosque de cemento en el cual cada una de las 32 casa representa un árbol mientras que el pilar que las sostiene funcionaría de tronco y el cubo sería la copa de hojas. En ellas, residen vecinos particulares y solamente una se encuentra abierta al público.

KODAK Digital Still Camera
Casas Cubos

 

El principal puente de la ciudad lleva el nombre del humanista y erudito oriundo de esta ciudad: Erasmus de Rotterdam. El Erasmusbrug”, inaugurado en 1997, conecta el norte y el sur de la ciudad dividas por el afluente “Nuevo Mosa”. Apodado “el cisne”, con una longitud de unos 800 metros y una altura de 130, esta preparado para elevarse cada vez que una embarcación necesite transitar por estas aguas. Es imponente verlo en 90 grados.

dscn5671-2
Puente Erasmu. Un de los símbolos de modernidad de la ciudad.

En Rotterdam también se encuentra el edificio más alto de Holanda: Euromast, que actualmente funciona como torre de telecomunicaciones. Aunque se encuentra algo alejada de la ciudad, desde sus 185 metros de altura es uno de los mejores lugares para contemplar las vistas panorámica. (entrada 9,50 e – dirección Parkhaven 20).

La última atracción arquitectónica inaugurada en la ciudad fue el Market Hall en 2014. El mercado de alimentos techado más grande de los Países Bajos funciona en un moderno edificio en forma de cilindro. Allí pueden encontrarse productos típicos del país y restaurantes para vivir una experiencia gastronómica única.

Con un encanto propio Rotterdam y su arquitectura diversa alcanza una armonía que invita a caminar sus calles y alzar la mirada para ver su cielo repleto de edificios. Al conocer su pasado, entendemos que cada estructura arquitectónica tiene su razón de ser y tal vez eso la convierte en fascinate, extraña y emotiva al mismo tiempo.

dscn5662-2

Anuncios